10 diciembre 2009

Citas

En mi curioso ayer prevalecía la superstición de que entre cada tarde y cada mañana ocurren hechos que es una vergüenza ignorar. El planeta estaba poblado de espectros colectivos, Inglaterra, el Brasil, el Congo Suizo y el Mercado Común. Casi nadie sabía la historia de estos entes platónicos, pero sí los más ínfimos pormenores del último congreso de pedagogos, la inminente ruptura de relaciones y los mensajes que los vicepresidentes mandaban, elaborados por el secretario del secretario con la prudente imprecisión que era propia del género. Todo esto se leía para el olvido, porque a las pocas horas lo borrarían otras trivialidades.

JLB: Utopía de un hombre que está cansado

03 diciembre 2009

La música más bella

Ahora que Enrique todavía puede oír música, retomo este blog comatoso. No sabría decir cuál es mi libro favorito, ni la película que más me ha gustado. Pero en la música, mi mayor afición, sí que tengo una obra cumbre. Es el cuarteto para cuerda op. 132 de Beethoven.

Ahora resulta que está gratis en Spotify ¡y además por el Cuarteto de Tokio! Son cinco movimientos: uno, dos, tres, cuatro y cinco.

Conviene oírlo todo entero y sin prisas: es muy largo para ser un cuarteto. Los dos primeros movimientos están muy bien, pero sirven para llevarnos a la cumbre, el número tres, denominado por Ludwig van nada menos que Heiliger Dankgesang eines Genesenen an die Gottheit, in der lydischen Tonart, algo así como canción sacra de agradecimiento a la divinidad por parte de un convaleciente. Tras semejante maravilla, viene un movimiento cortito, como para devolvernos a la realidad. Parece un poco de violinista arrebatado amenizando una cena en un restaurante romántico pero, creedme, es necesario para salir del trance. Y el quinto es nuevamente excelso.

Insisto, no conviene empezar de golpe por el tercero, pero para impacientes aquí está parte de él en Youtube, en una versión histórica del de Budapest, buena pero peor que la del de Tokio.



Recuerdo que hace un par de años coincidieron en Madrid el de Tokio tocando esta pieza el mismo día que en el Real tocaban no recuerdo qué opera de postín. Tenía entradas para ambos espectáculos y no lo dudé un instante. Cuando lo recuerdo, me vuelvo a emocionar.

16 septiembre 2009

Blood money



Blood money, qué mejor título para el drama del aborto, bajo el cual, además de Satanás (no me cabe duda), se esconden tantos intereses económicos. La peli se estrenará pronto. Pásalo.

06 septiembre 2009

El que se escandaliza no se conoce

________________57

Como experto en genealogía estoy sencillamente escandalizado
mire usted lo que encuentro en el árbol genealógico de Jesús

____________________________________[el Cristo
un rey de mirada impura con ímpetus criminales
una hermosa que se baña con la ventana abierta
en suma un adulterio a la luz del día impreso en sus pergaminos
vaya usted a fiarse del pasado de las familias reales
del pasado de Dios si me lo permite
estúpido geneólogo tú de sangres no sabes nada
tú crees que Dios gobierna la humana historia
con el manual de buenas costumbres del Sr. Carreño
arrodíllate pues delante del mal profundo
del escándalo y la deshonra de tus árboles meteorológicos
y qué si Dios quiere sacar de un mal un bien infinito
y qué si Dios quiere ser descendiente de
y tú sangre de Santa Betsabé
perdona al necio de sangres ilustres.


___________José Miguel Ibáñez Langlois (Rey David)

04 septiembre 2009

Gripes

[El País, 04.09.09]

18 agosto 2009

Más sobre CV de B16

Otro artículo muy interesante sobre Caritas in veritate es el que Michael Novak publica en First Things.

Por mi parte he leído la encíclica, no sin esfuerzo, y tengo mixed feelings. Tiene momentos excelsos pero también fragmentos que me da la impresión que suscribirían con entusiasmo los del mandil y que, o mucho me equivoco, o a Chesterton no le habrían gustado nada. Parecen la antítesis del "dos acres de tierra y una vaca" y una invitación al mundialismo.

Por eso quiero seguir leyendo sobre ella, porque no termino de aclararme.

04 agosto 2009

Lecciones de historia. Salmo final

SALMO FINAL

Grandes son Tus hazañas, Señor, fuerte Tu brazo:
Tú salvaste a Tu pueblo de la lluvia de napalm
de los tanques del Pacto de Varsovia,
de Nixon, de Jomeini, de Fernández Ordóñez.

Señor, Tú nos libraste de los que nos traían
la libertad en sus cañones, Tú
has sacado a Tu pueblo intacto de las fauces
de Kruschev, de la CIA, de Playboy, de Alí Agca.

Tu fuerza no la vencen los misiles
ni
L´Être et le Néant
ni Gaddafi ni la Trilateral.

Tu amor no tiene fin, Señor: Tu pueblo,
que atravesó el desierto y el Mar Rojo,
también logró pasar –mayor prodigio–
la segunda mitad del siglo XX.

___________________________________7-X-81

03 agosto 2009

Lecciones de historia (XIII)

XIII

La segunda mitad del siglo XX
dio pasos de gigante.

Hubo no obstante algunos reaccionarios,
gentes que se negaron a avanzar con su tiempo
–una monja ruinosa en Calcuta, unos papas,
Escrivá, Solzhenitsyn, Lech Walesa,
Jerôme Lejeune y otros,
sin olvidar los pérez con sus codos gastados
en el amargo roce de los lunes y martes
y unos pocos millares de silencios postrados
bajo la lucecita latiente del Sagrario–,
gentes insolidarias, no cabe duda,
_____________________gentes
reacias a vivir a cuatro patas
a dar aquellos pasos de gigante
camino de la nada.

Nadie lo supo, y ellos sostenían
la máquina del mundo.
Luminosos rebeldes, ellos fueron
el rumbo de la Historia
durante la segunda mitad del siglo XX

_______________________________5-X-81

02 agosto 2009

Lecciones de historia (XII)

XII

La segunda mitad del siglo XX
fue mediocre también en la herejía.

Pensemos en los grandes
clásicos del error, profesionales
como Pelagio, Arrio,
Lutero, Hus, Calvino: arduos en trato
con la Biblia y los Padres de la Iglesia,
orando en penumbras temblorosas,
pasando doctorados, sínodos, conclusiones…
De repente una idea infernal: el filioque,
la sustancia, distingo, de humanitate Christi…
Advertencia, Tractatus, advertencia, concilio,
más advertencia, insumisión, condena
y el final conocido:
pregonero, tambores, las calles agolpadas
y una fogata multitudinaria
cuyos fulgores crepitaban años
y años en las memorias campesinas
y se perpetuaban en trovos y consejas.

Durante la segunda mitad del siglo XX
todo fue más chapuza: el padre Van der Buden
a base de ir en cueros entre los tulipanes
dijo no sé qué cosa (ni él tampoco
debió saberlo mucho). A Don Hans Kraus
le bastó con algunas mugres tercermundistas
de Der Spiegel. A Paqui Rodríguez, peluquera
de Mula (Murcia, España), se le ocurrió su cisma
bajándose el tirante del bikini
al borde de un cubata perezoso.

También incompetentes
para el mal. Ni siquiera merecían
el honor de una hoguera.

_____________________________6-X-81

01 agosto 2009

Lecciones de historia (XI)

XI

La segunda mitad del siglo XX
funcionó por razones
que la Raison jamás conocerá.

Pero yo sí conozco algunos casos,
frères humains qui après nous vivez:
Andrés se hizo fascista por profundos
motivos de peinado,
Yvonne marxista porque las milongas
de los Quilapayún, Pedro bakunininsta
por Margarita, Plácido católico
por afición al órgano (en el mejor sentido),
Giambattista se hizo socialista
dicen que por la rima, Doña Pura
testigo de Jehová por una minipimer,
Juan y Pedro mormones
por razones de estricta sastrería.

Insondables abismos del organismo humano:
durante la segunda mitad del siglo XX
nadie fue calvinista por Calvino,
ni sartriano por Sartre, ni budista por Buda,
sino que por, o sea, que sentían
un no sé qué, que quedan balbuciendo
aquellos antropoides.

________________________________7-X-81

31 julio 2009

Lecciones de historia (X)

X

La segunda mitad del siglo XX
atinó con la Llave
de la Sabiduría: un hombre, un voto.

El manejo es sencillo:
un drogadicto, un voto; un premio Nobel,
un voto; dos maricas, dos votos; un apóstol,
un voto; un loco, un voto; un cuerdo un voto;
William Shakespeare, un voto; Pedro Pérez, un voto;
Santa Teresa, un voto; Charles Manson,un voto;
Platón, un voto; Claudia Cardinale,
un voto; usted, un voto.
___________________Acto seguido
una rápida suma, y miren qué sencillo
fue para la segunda mitad del siglo XX
el Wahrheitserkenntnisweg*.

________________________5-X-81


(*) Palabro alemán que, salvo error mío, se traduciría como el 'camino-para-conocer-la-verdad'.

30 julio 2009

Lecciones de historia (IX)

IX

La segunda mitad del siglo XX
dijo que la Verdad no era verdad
que cada cual con su opinión, y todos
a ser homini lupus en paz y compañía.

No es verdad que hoy es martes,
no es verdad esta lluvia, no es verdad Paraguay
ni mi bigote ni sus estornudos
ni dos y dos son cuatro: todo son opiniones.
Usted hoy se ha comido un plato de opiniones
–perdón, una opinión
de opiniones (tampoco voy a imponerle el plato)–;
a usted, cuando se sienta,
le pica esa opinión que le ha salido
en toda la opinión.
______________Pero ¿qué digo usted!
Usted es solamente
una opinión. Yo soy una opinión.
Esto es sencillamente
una conversación entre opiniones.

_____________________________6-X-81

29 julio 2009

Lecciones de historia (VIII)

VIII

La segunda mitad del siglo XX
fue amiga de los ríos y los quebrantahuesos,
de la ballena azul y los otoños,
de la genciana Clusii y el Yosemite Valley.

Muy bien. Me apunto a todos esos bosques,
a las corrientes de aguas
puras, al Aconcagua, a las aves ligeras;
me apunto a todo locus más o menos amoenus;
al lupus homini homo, si esto le hace feliz.

A lo que no me apunto es a después
de tanta historia con Mamá Natura
asesinar 1.000 niños ustedes ya me entienden.

A lo que no me apunto es a morir,
igual que Jimmy Hendrix,
con catorce pinchazos diz que de paraíso
debajo de la lengua.
A lo que no me apunto ni borracho
es a clamar por la Naturaleza
con un dispositivo en la vagina,
una funda de plástico ya saben,
un kilo de pastillas en el alma
y millones de hermanos que no llegan
a especie protegida.

____________________________7-X-81

28 julio 2009

Lecciones de historia (VII)

VII

La segunda mitad del siglo XX
se propuso llegar al Paraíso
ahorrándose el viaje.

San Agustín sin recorrer de bruces
todo el dolor que media
entre el robo de peras y la visión beatífica;
san Francisco de Asís sin merecerlo
por el hambre y no por el parecido
con los lirios del campo;
ser –ay– San Juan de la Cruz sin noche oscura
no cadenas voraces ni dolencia de amor;
ser María Goretti, pero llegando a un trato.
Ver a Dios sin limpiarse el corazón.

Para volar tan alto,
tan alto, les vendieron jeringuillas,
perfectos sucedáneos –pensaban– de la ascética.
Ascética sintética.

Una fumata, tío y el éxtasis. Un sorbo
de este rollo y las ínsulas extrañas.
Un pinchacillo aquí y escuchas en diez pistas
el hosanna de oro de los coros angélicos.

Lo malo es que el atajo era mentira,
Lo malo es que aquel cielo era mentira.
Lo malo es que la puerta que Ferlinghetti & Dylan,
Limited (very limited) candaban
los condujo –mentira, ‘Lasciate ogni speranza’–
al Horror infinito.

__________________________________8-X-81

27 julio 2009

Lecciones de historia (VI)

VI

La segunda mitad del siglo XX
fue una escena de cama
de dimensiones cósmicas.

El Arte fue la cópula,
la Cultura la cópula,
la Diversión la cópula
y la Revolución también la cópula.

Allí todo fue cópula-copulae… Todo menos
la cópula, que fue
durante la segunda mitad del siglo XX
sodomita, enfundada, interrupta, egocéntrica,
auricular, estéril, solitaria
informática, teledirigida,
only for women, multitudinaria,
etcétera, etcétera, etcétera…
De todas las maneras
inferior a los perros

_______________________4-X-81

25 julio 2009

Lecciones de historia (V)

V

La segunda mitad del siglo XX
proclamó la bandera de la paz y la vida:
la vida de Mick Jagger,
la vida de Alí Agca, la de Charles,
Manson, la de Bokassa,
la de José Rodríguez, son sagradas;
la vida de las focas y de las sequoias
y hasta la vida de los vietnamitas
son sagradas, etcétera…
___________Muy bien, señores, pero
mientras el Universo se llenaba
de palomitas rosas mientras todos ustedes
hacían el amor y no la guerra,
en cada útero un Auschwitz, un Dachau, un Stalin,
un Führer, un Vietnam, un Paracuellos,
un negro y fiero y ciego bombardeo.
Todo legal, no sufra, todo a cargo
de la Seguridad Social, naturalmente.

Cinco, veinte, sesenta millones, ochocientos
millones de personas –Dios lleva la cuenta exacta–
asfixiadas, quemadas, trituradas
(con absoluta higiene y música ambiental
para que nadie diga).
Yo he escuchado sus llantos diminutos,
he visto sus milímetros de espanto,
sus deditos de leche desvalida
moviéndose en el cubo funerario.

Yo levanto estos versos como un volcán de rabia
y grito a las estrellas
que el mayor genocidio de este planeta fue
la segunda mitad del siglo XX.

___________________________9-XI-81

23 julio 2009

Lecciones de historia (IV)

IV

La segunda mitad del siglo XX
llevó la compasión a grado alejandrino.

Para ayudar al viejo de lentos sufrimientos,
nada tan tierno como asesinarlo.

Para que no haya niños de mirada famélica,
eliminar los niños.

Durante la segunda mitad del siglo XX
el crimen fue la forma más sublime
de la filantropía.

__________________________4-X-81

22 julio 2009

Lecciones de historia (III)

III

La segunda mitad del siglo XX
la humanidad del hombre dimitió.

¿Para qué molestarse en decir no
con la palabra no? Mejor con metralleta
John Kennedy, mejor con rifle, con pistola,
con granada de mano.
__________¿Por qué esperar al punto
final para acabar la discrepancia,
Bob Kennedy, pudiendo terminarla
con un tiro?
__________¿Por qué pedir justicia
con razones, pudiendo, Martin Luther,
pedirla con un kilo
de Goma-2?
__________¿Por qué perder el tiempo
en ser humanos, Aldo Moro, José María
Ryan, Manuel Expósito, almirante Carrero,
Anwar el Sadat, por qué, muertos y muertas
cuyos nombres se mezclan y confunden
en el olvido igual que las mandíbulas,
los zapatos, los trozos de chatarra, los dedos
en el súbito asfalto ensangrentado,
por qué perder el tiempo en ser humanos
pudiendo ser un cóctel Molotov,
un Cetme, una PO-3, un artilugio?
_________________________10-X-81

21 julio 2009

Lecciones de historia (II)


II

La segunda mitad del siglo XX
No tuvo Dios ni dioses, ni siquiera
un poste de colores como Caballo Loco,
que ser menos salvaje que hombre blanco.

Y vino lo que vino:
si Dios no existe, el hombre es un fosfato
(un fosfato que vota, miren qué delicado).

Si Dios no existe –déjense de bromas–
no existen argumentos contra el horno
crematorio, el Gulag, la clínica asesina,
la bomba de neutrones, las Brigadas
Rojas, los Mao-Tse-Tung…
Si Dios no existe ¿quién me dice a mí
que no me cague en todos los restantes fosfatos?
Si Dios no existe, sálvese quien pueda.
Si Dios no existe, el Mandamiento Nuevo
es ‘jodeos los unos a los otros’.

Considerad, hermanos, con qué fidelidad
lo cumplió la segunda mitad del siglo XX.
______________________________________6-X-81

20 julio 2009

Lecciones de historia (I)


_________I
La segunda mitad del siglo XX
era más pertinaz que una sequía
de los años 40.

Tenían –¿cómo no!– las Cinco Vías
de Tomás, el inmenso aventurero,
tenían los ocasos de Granada, el acorde
de octubre en los hayedos de Zuriza,
tenían a Audrey Hepburn (y a Raquel Welch), tenían
el Cervino, Florencia,

la Sexta Sinfonía de Beethoven,
el cielo azul –que es cielo y es azul–,
el silencioso grito de un minuto cualquiera
de la Madre Teresa de Calcuta…

Tropezaban con Dios en cada cosa:
un niño: Dios; una gaviota: Dios;
una mujer que dice ‘yo también’:
Dios; un buen verso: Dios. Pero eran ciegos,
sordos, inexplicables,
y negaron a Dios como quien niega
el mar o las manzanas.
__________________________________7-X-81

19 julio 2009

Lecciones de historia

Sé que muchos de vosotros las conocéis, pero otros no. Ni los mosqueteros de Arma virumque, ni los miembros de PRGAGD han tenido acceso a estos lúcidos y tremendos poemas de Miguel d'Ors. Así que en estos días vendrá toda la serie.

_______LECCIONES DE HISTORIA
_ _(La larga marcha hasta ninguna parte)


____________________ ‘Tacete unquanco, pallide viole,
_________________ e liquidi cristalli e fate senelle:
_________________ ei dice cose, voi dite parole’.
___________________________________(Francesco Berni)

_________________ ‘Una obra de arte que no tenga valor artístico
__________________carecerá de fuerza’.
____________________________________(Mao-Tse-Tung)



_________INCIPIT LIBER

En el nombre de Dios –ojo: no del Gran Todo,
no del Gran Manitú ni el Punto Omega
ni del dios (Dios me libre) deseado
y deseante de ciertos camarotes de seda–
en el nombre del Padre que fizo toda cosa,
en el nombre del solo
Dios verdadero, el Dios de los profetas
hirsutos y los vastos patriarcas,
el de Inés y Cecilia,
sexo débil más fuerte que todas las legiones,
el Dios que sostenía la sonrisa
del Tomás Moro bajo el hacha negra,
el Dios de Louis Pasteur, el de Gaudí, de Chesterton,
de los analfabetos como yo,
el Dios de las amebas, de los Tronos
y las Dominaciones
del simún y el Museo Británico, comienzo
esta declaración, esta memoria
del desolado tiempo que he vivido.

Que Él ponga en mis palabras una chispa
De Su innombrable fuerza.
__________________________________5-X-81

15 julio 2009

Artículos sobre CV

Qué país de cuarta somos. Está la Red que arde con artículos de análisis sobre Caritas in veritate y nosotros sin dedicarle al tema la importancia que merece, con tres o cuatro artículitos de refrito con lugares comunes (pido humildemente perdón sin se me ha pasado alguno bueno).

Artículos que vale la pena leer (gracias a Aceprensa) son el discutible de Weigel, que cada vez está más pagado de sí mismo y más cañero con el Vaticano, diciendo qué es realmente de B XVI y qué le han colado de rondón los de Justicia y Paz; el de Ross Douthat para NYT, con bastante guasa sobre las lecturas partidistas useñas de cada encíclica; y el de Samuel Gregg, Why Truth matters, que me ha gustado especialmente.

¿Qué si he leído la encíclica?. Estoy en ello, estoy en ello, pero el S. Francisco de Chesterton tira mucho.

07 julio 2009

02 julio 2009

De eso se trata

[El País 02.06.09]

30 junio 2009

Walkman

Ha sido como la magdalena de Proust. Éste, precisamente éste fue el walkman que mi padré compró en El Corte Inglés hace la tana de años y todos en casa estábamos entusiasmados. En no va más, el acabose. Todo viene a cuento por este simpático artículo de BBC News: a un niño de ahora su padre le ha cambiado su i-pod por un walkman durante una semana. Los comentarios, de traca.

19 junio 2009

El secreto escondido

Qué torpes y necios somos, y qué soberbios. Cuando no estamos mirándonos el ombligo, estamos elaborando sesudas teorías y reinventando la rueda o, como está ahora de moda, reinventándonos a nosotros mismos (como el anuncio de radio de Endesa, con la memez esa de crear una nueva conciencia).

En realidad, todo lo que había que decir está ya dicho; nuestra tarea es descubrirlo. Y no está oculto ni es un arcano gnóstico o masónico, está bien clarito. Para conocerlo no hay que ser un iniciado ni pasar por grados sucesivos de conocimiento. Más bien al contrario, la clave para su descubrimiento es quitarnos nuestra pedantería y hacernos como niños.

Hoy he leído en misa la segunda lectura y quería compartirla con vosotros. A veces pasamos por encima de textos como éste como si tal cosa, pero hoy me ha sido dada la gracia del asombro, de la estupefacción, de la emoción y de la gratitud, porque he (re)descubierto ese secreto. Lo cuenta, mejor imposible, el gran San Pablo a los efesios:

"Hermanos: A mí, el más insignificante de todos los santos, se me ha dado esta gracia: anunciar a los gentiles la riqueza insondable que es Cristo, y aclarar a todos la realización del misterio, escondido desde el principio de los siglos en Dios, creador de todo. Así, mediante la Iglesia, los Principados y Potestades en los cielos conocen ahora la multiforme sabiduría de Dios, según el designio eterno, realizado en Cristo Jesús, Señor nuestro, por quien tenemos libre y confiado acceso a Dios, por la fe en él. Por esta razón, doblo las rodillas ante el Padre, de quien toma nombre toda familia en el cielo y en la tierra, pidiéndole que, de los tesoros de su gloria, os conceda por medio de su Espíritu robusteceros en lo profundo de vuestro ser, que Cristo habite por la fe en vuestros corazones, que el amor sea vuestra raíz y vuestro cimiento; y así, con todos los santos, lograréis abarcar lo ancho, lo largo, lo alto y lo profundo, comprendiendo lo que trasciende toda filosofía: el amor cristiano. Así llegaréis a vuestra plenitud, según la plenitud total de Dios".

Ya lo decía Bloy, para saber lo que pasa hay que leer a San Pablo .

07 junio 2009

El libro de Enrique

Enrique García-Máiquez nos ha regalado un libro extraordinario. Se llama Lo que ha llovido y parecería que no es otra cosa que la recopilación, corregida y depurada, de su blog Rayos y Truenos, esa bitácora imprescindible que nos rescata cada día de la amargura y el hastío por la deriva patria. Ciertamente, el libro es una sucesión de las mejores entradas de su blog (digo, blogg), pero también es mucho más.

Para empezar no es lo mismo la lectura apresurada de una entrada en la pantalla del ordenador, a la que preceden y siguen otras muchas y con las que se intercalan teléfonos y trabajos, que la lectura reposada, táctil y personal que supone tener un libro en las manos (un libro, en este caso, primorosamente editado por Númenor). El texto podrá ser el mismo, el autor y el lector también, pero la cosa cambia mucho: la atención es otra y la intimidad mayor. Nos dice más. Además, la lectura sucesiva de entradas aparentemente inconexas permite ir decantando las líneas maestras de una vocación literaria, de una actitud vital, de un compromiso con los demás como los del autor. Entre las líneas del libro, entre el humor y la poesía, van apareciendo sus maestros, sus aficiones, sus inquietudes, su religiosidad. Hay que oír hablar de Enrique –admirado admirador– a Miguel d’Ors, rendido y agradecido ante aquello a lo que no cabe oponer resistencia: la bondad, la alegría y por supuesto el talento.

El entusiasmo que me ha provocado la lectura del libro ha sido tal que inevitablemente ha surgido la desconfianza. Algo falla; es bueno, sí, pero no puede gustarte tanto como Pla, como Ginzburg o como Trapiello (ojo, en sus diarios y a base de no leer sus entrevistas). No te engañes, me digo, igual no es tan bueno y lo que pasa es que Enrique es un amigo al que admiras y con el que compartes edad, cosmovisión y afinidades electivas. Quiá!, me respondo de inmediato, como en las viejas zarzuelas. Uno es ya mayorcito como para hacerse trampas al solitario. Ahí están otros con parecidas coordenadas y loables beligerancias que no me dicen absolutamente nada (Prada, sin ir más lejos). No, decididamente estamos ante un libro grande. Qué difícil es escribir tan sencillo, tan ligero, tan amable, decir tanto como sin querer decir nada. No es de extrañar que el exigente García Martín diga que el libro es una inagotable maravilla, ni que el no siempre amable Trapiello se derrame en alabanzas allá donde habla (y ahora, ay, habla mucho). Para mí un libro es realmente bueno si te hace mejor (recuerdo que una vez Beades me regañó por decir algo parecido) y éste vaya si lo logra.

Además, el libro permite mejor que el blog la relectura. Y ya dijo Borges que lo importante no es leer, sino releer. Así, gracias a Lo que ha llovido, cada vez que quiero puedo estirar la mano y volver a emocionarme leyendo una vez más entradas como Recuerda, que bien valen un blog, un libro y (casi) una amistad.

Gracias, amigo.

Voto útil

01 junio 2009

Aniversario

Hoy es nuestro aniversario de bodas. El 1 de junio de 1995, tras seis años de noviazgo y algunos más de habernos conocido, Carmen y yo nos casamos en la Iglesia de San Bernabé de El Escorial. Ofició la ceremonia el P. Florencio Sánchez LC, con quien tanto queremos. Las lecturas que elegimos fueron Tobías y Sara (en los que, salvando las distancias, nos veíamos reflejados, yo con mi rollo habitual y Carmen tan certera en lo esencial), Corintios XIII, of course, y vosotros-sois-la-sal-de-la-tierra, muy apóstoles nosotros.

La ceremonia fue preciosa y la música estuvo a la altura: cantaron nada menos que los de Schola Antiqua, cuando todavía no eran famosos. Los conocíamos de la misa de dos en Buen Suceso de D. Andrés Pardo. Nos regalaron el mejor gregoriano, Tomás Luis de Vitoria y Francisco Guerrero (qué buen año es el del cielo), todo a capella. Dos horitas y media de nada. Modernos que somos.

Desde entonces, como quien no quiere la cosa, de un modo extrañamente evidente y a la vez misterioso, se han sumado a nuestras vidas David, Juan, Santiago, Manuel, Carmen, (Reyes), Alfonso y Pablo. Laus Deo.

Hoy estoy en Brasil por trabajo y no paro de recordar el agridulce poema de d’Ors con los tetra-briks de zumo de tomate, la fuente de patatas fritas y eso del no ser feliz y que no te importe. A mí vaya si me importa, pero lo cierto es que soy muy, pero que muy feliz. Aunque pueda sonar ñoño.

Feliz aniversario, guapa.

26 mayo 2009

Tertsch

Aquí. Junto con Juaristi, el otro motivo por el que vale la pena entrar en la web del ABC. Comprarlo ya es otra historia.

20 mayo 2009

Bibiana

Una duda metafísica que me asalta es si resulta obligado o no dedicar entradas al tema del aborto. Estoy cavilando, pero creo que la respuesta es negativa, porque es un falso debate. Lo que subyace es terrible, pero no hay elementos racionales para la polémica, es una siniestra obviedad.

En medio del discernimiento, aquí os dejo con una chirigota desternillante sobre esta nociva niña mona que nos ha tocado de ministra (cortesía del Baluarte).

18 mayo 2009

De los amigos, el consejo

En la entrada anterior salió a relucir mi mal café, en contra de mis propósitos anteriores. Menos mal que mi amiga la cincuentona me recordó lo que verdaderamente importa en un comentario que ahora me da permiso para publicar. Dice así:

DAL, ¿no lo sabes aún? El mundo se cambia en tu alrededor, en lo cotidiano que casi nunca nos parece extraordinario, con la gente que tienes al lado, y como el grano de levadura, tan pobre que no parece nada... En el one to one. Observa el mundo sin dejarte invadir por el desaliento: tú sabes Quién tiene la palabra final, y sólo en tu relación con Él, y en este convencimiento, encuentras fortaleza. Fue así desde el principio, y lo será hasta el final. Nadie nos prometió que fuese a ser de otra forma. No te abandones: vince in bono malum, hasta caer en el surco, y volver a levantarte. Sigue siendo tan verdadero...

Pues eso.

13 mayo 2009

Two times loser

Mariano ayer se lució. Lo del PP va de mal en peor. Del matrimonio homosexual no les gusta la nomenclatura; de la píldora del día despúes, que se expida sin receta.

Cuando se está en la batalla, el problema no es el enemigo, que cumple con su deber de derrotarte. El problema es que tu (presunto) ejército se rila, porque en el fondo no sabe por qué está ahí, porque no tiene principios ni ideales que defender.

08 mayo 2009

Igual me equivoco

Ayer, un buen amigo de la carrera con quien he retomado contacto recientemente, me invitó a los toros. La tarde fue tan aburrida que pasamos el rato hablando un poco de todo. Mi amigo es vasco, culto, de una conocida famila socialista de bien azotada por el terrorismo. El paso del tiempo ha provocado que se le caigan las escamas de los ojos: está desengañado de la izquierda, horrorizado con ZP, y tiende al conservadurismo. Y como todos, está exultante con la salida de Ibarreche.

Cuando le comenté mi funesto vaticinio (see below), introdujo una variable no contemplada por mí que me hace reconsiderar mi postura. Me vino a decir que yo tendría razón, que mi pronóstico se cumpliría... si estuviera en manos de ZP. Pero me dijo también que "Pachi todovale" era ya lehendakari, que se había subido en un coche oficial y que de ahí no le bajaba nadie, ni tan siquiera ZP. Que tenía un buen pacto con el PP vasco y que ni él iba a hacer caso a Zapatero, ni el chico este del PP a Rajoy. Que eso tenía pinta de durar.

Si fuera así, la cosa cambiaría. Ojalá.

En todo caso, hemos quedado en fundar el club de fans de Arancha Quiroga (pero fans a lo Super Pop, eh).

06 mayo 2009

Funesto vaticinio

Transcribo un correo que envié a un grupo de amigos el 13 de marzo pasado, con un funesto vaticinio sobre el nuevo gobierno vasco:

"Pachi López es elegido lehendakari con los votos del PP y el voto en contra del PNV. Deja un periodo de descompresión y de lavado de imagen en el que se desactiva políticamente a Ibarreche (entre uno y tres meses) y antes de veranito, mete consejeros del PNV y hace un cobierno de coalición con él de presidente y los votos del PNV en el Parlamento de Madrid.
¿Qué apostáis?
Maquiavélico ZP"


Mis amigos me decían que el PSOE no puede permitírselo, que el electorado no le dejará. Ojalá tengan razón, pero yo me reafirmo en lo dicho, aunque quizás el viraje sea después de verano.

A los pocos días El País sacó este editorial.

05 mayo 2009

Tesituras

A ver cómo lo cuento. Me refiero a mis diversas reacciones psicosomáticas ante la política española. No es que con los últimos años de Aznar estuviese muy feliz, aunque creo que de largo es el mejor/menos malo de los presidentes que hemos tenido en la segunda restauración, pero tampoco estaba especialmente descontento. Luego llegó el bombazo (literal) y la de otro modo inexplicable victoria de ZP. Y empezamos a padecer al personaje. De él hablaré en otra entrada. Durante esa primera legislatura, el cabreo fue inmediato y creciente, hasta llegar a la visceralidad (por mínima simetría, puedo entender los espumarajos del rojerío ante Aznar o Bush). Estaba permanentemente alterado ante tanta mentira, tanto sectarismo, tanto ataque innecesario a todos y cada uno de mis principios, no sólo los religiosos. Pero tenía una esperanza: había ganado por el 11-M y sería una efímera pesadilla. Al final, la gente se daría cuenta de la calaña del personaje.

Pero va el tío y gana de nuevo. Por mérito suyo, por incompetencia de Mariano (two times loser, como sentenció The Economist), por la conjuración judeo-masónica, porque si la prensa, porque somos un país de m., por culpa nuestra. Igual da. Entonces, por simple profilaxis y por salud mental decido constatar que no me afecte. Y me paso al pasotismo. Vosotros lo habéis querido. Le habéis votado, pues allá vosotros, que yo tengo carrete para aguantar. Ahorraré menos, pero este tío y este país no me amargan a mí la vida. Dicho y hecho: apagón informativo. No ver la tele, saltar cuidadosamente las páginas políticas de los periódicos, ni una tertulia. Sólo Radio Clásica, blogs y revistas extranjeras. Si no en mi ciudadela, al menos sí en mi torre de marfil.

Pero la cosa no funciona. No vivo instalado en el cabreo visceral, pero tiendo a caer en la melancolía. Muy a mi pesar, constato que sí me afecta. O quizás afortunadamente porque, si funcionase, acabaría preocupándome por mi epidermis paquidérmica. Y además tengo mala conciencia por mi pasividad.

Así las cosas, cosa está en es saber si, con la que está cayendo, estoy ante un tertius exclusus: o cabreado o triste. Sí, ya se que no hay que caer en la tentación de la desesperanza y que al final la victoria está garantizada, pero el día a día qué. Por tanto, en lo que estoy ahora es en la búsqueda del tertium genus, que no puede ser otro que el combate desde la alegría, el optimismo y el buen humor… sin caer en la estulticia.

04 mayo 2009

Optimismo

En estos meses de blog durmiente (gracias, Saki, por tu interés), ha habido de todo. Excelentes noticias (la mejor, el nacimiento de Pablo), noticias malas que no me apetece comentar, hastío infinito por la política, fervor por los españoles de ultramar (con viaje relámpago a Bogotá), emoción con Slumdog Millionaire, aburrimiento con la prensa, poca lectura de libros y admiración por el talento de los blogs de mis amigos/conocidos/saludados. El silencio no ha sido premeditado. Unas veces no sacaba el momento y otras me venían a la mente posts cabreados o pesimistas, y no me parecía razonable contaminar la blogosfera con ellos, que buena está cayendo ya.

Así que ahora, con la crisis galopante, la gripe mala sacudiendo, el Parlamento haciendo el ridículo y el Madrid vapuleado, me conecto de nuevo para decir que hace un sol radiante, que el campo está precioso, que la familia y los amigos son lo mejor que hay, que el buen Dios un año más ha resucitado y que, esta vez sí, voy a bajar mi handicap.

09 enero 2009

Fr. Richard John Neuhaus (1936-2009)

Ha muerto el P. Neuhaus, fundador de First Things, probablemente la mejor revista católica del momento. Su necrológica en la revista, aquí, el pésame de la Casa Blanca, aquí, y un (discutible) artículo de JM Marco, aquí.

Que el Señor premie su infatigable defensa de la verdad y lo tenga en su gloria.

La inspiración de Madoff

No me ha pillado el escándalo de Madoff, ergo no soy nadie. Por eso me hace tanta gracia esta viñeta: